Bom Dia

Oh SEÑOR, de mañana oirás mi voz; de mañana me presentaré a ti, y esperaré.

Salmos 5:3

Despierta, oh gloria mía; despierta, salterio y arpa; me levantaré de mañana.

Salmos 57:8

Salmo de Canción para el día del Sábado. Bueno es alabar al SEÑOR, y cantar salmos a tu Nombre, oh Altísimo;

anunciar por la mañana tu misericordia, y tu fidelidad en las noches,

Salmos 92:1,2

22 Chet : Es por las misericordias del SEÑOR que no somos consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias.

23 Chet : Nuevas son cada mañana; grande es tu fe.

24 Chet : Mi parte es el SEÑOR, dijo mi alma; por tanto a él esperaré.

Lamentações 3:22-24

1 Cantad al SEÑOR canción nueva; cantad al SEÑOR, toda la tierra.

2 Cantad al SEÑOR, bendecid su Nombre; anunciad de día en día su salud.

3 Contad entre los gentiles su gloria, en todos los pueblos sus maravillas.

Salmos 96:1-3

Yo en justicia veré tu rostro; seré saciado cuando despertaré a tu semejanza.

Salmos 17:15

Por la mañana siembra tu simiente, y a la tarde no dejes reposar tu mano; porque tú no sabes cuál es lo mejor, si esto o lo otro, o si ambas son igualmente buenas.

Eclesiastes 11:6

Y yo cantaré tu fortaleza, y loaré de mañana tu misericordia; porque has sido mi amparo y refugio en el día de mi angustia.

Salmos 59:16

Salmo de alabanza: de David. Alef Te ensalzaré, mi Dios, mi Rey; y bendeciré tu Nombre por el siglo y para siempre.

Bet Cada día te bendeciré, y alabaré tu Nombre por siglo y para siempre.

Salmos 145:1,2

Mas yo a ti he clamado, oh SEÑOR; y de mañana te previno mi oración.

Salmos 88:13

Este es el día que hizo el SEÑOR, nos gozaremos y alegraremos en él.

Salmos 118:24

el cual murió por nosotros, para que sea que velemos, o que durmamos, vivamos juntamente con él.

1 Tessalonicenses 5:10

MEM ¡Cuánto he amado tu ley! Todo el día es ella mi meditación.

Salmos 119:97

De día mandará el SEÑOR su misericordia, y de noche su canción será conmigo, oración al Dios de mi vida.

Salmos 42:8

Y los habitadores de los fines de la tierra temen de tus maravillas; que haces alegrar las salidas de la mañana y de la tarde.

Salmos 65:8

Vau Se levantó aun de noche, y dio comida a su familia, y ración a sus criadas.

Provérbios 31:15

Chet : Es por las misericordias del SEÑOR que no somos consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias.

Chet : Nuevas son cada mañana; grande es tu fe.

Lamentações 3:22,23

24 el SEÑOR te bendiga, y te guarde;

25 el SEÑOR haga resplandecer su rostro sobre ti, y tenga de ti misericordia;

26 el SEÑOR alce a ti su rostro, y ponga en ti paz.

Números 6:24-26

No ames el sueño, para que no te empobrezcas; abre tus ojos, y te saciarás de pan.

Provérbios 20:13

Sácianos de mañana de tu misericordia; y cantaremos, y nos alegraremos todos nuestros días.

Salmos 90:14

Hazme oír por la mañana tu misericordia, porque en ti he confiado; hazme saber el camino por donde ande, porque a ti he alzado mi alma.

Salmos 143:8

Y yo cantaré tu fortaleza, y loaré de mañana tu misericordia; porque has sido mi amparo y refugio en el día de mi angustia.

Fortaleza mía, a ti cantaré; porque eres Dios de mi amparo, Dios de mi misericordia.

Salmos 59:16,17

Oh SEÑOR, ten misericordia de nosotros, a ti esperamos; tú que fuiste fortaleza de su pueblo al principio, sé también nuestra salud en tiempo de la tribulación.

Isaías 33:2

El Señor DIOS me dio lengua de sabios, para saber dar en su sazón palabra al cansado: despertará de mañana, de mañana me despertará mi oído, para que oiga, como los sabios.

Isaías 50:4

Cantad al SEÑOR sus misericordiosos, y celebrad la memoria de su santidad.

Porque un momento hay en su furor; mas en su voluntad está la vida: por la tarde durará el lloro, y a la mañana vendrá la alegría.

Salmos 30:4,5

Y vio Dios que la luz era buena; y apartó Dios a la luz de las tinieblas.

Y llamó Dios a la luz Día, y a las tinieblas llamó Noche; y fue la tarde y la mañana un día.

Gênesis 1:4,5

Tenemos también la palabra de los profetas más firme, a la cual hacéis bien de estar atentos como a una lámpara que alumbra en lugar oscuro, hasta que el día esclarezca, y el lucero de la mañana salga en vuestros corazones.

2 Pedro 1:19

Porque un momento hay en su furor; mas en su voluntad está la vida: por la tarde durará el lloro, y a la mañana vendrá la alegría.

Salmos 30:5