K

Palavras de Consolo

24 Cuando te acostares, no tendrás temor; Antes te acostarás, y tu sueño será suave.

Provérbios 3:24

8 Y Jehová es el que va delante de ti; él será contigo, no te dejará, ni te desamparará; no temas, ni te intimides.


4 Bienaventurados los que lloran: porque ellos recibirán consolación.


4 Una cosa he demandado á Jehová, ésta buscaré: Que esté yo en la casa de Jehová todos los días de mi vida, Para contemplar la hermosura de Jehová, y para inquirir en su templo.

5 Porque él me esconderá en su tabernáculo en el día del mal; Ocultaráme en lo reservado de su pabellón; Pondráme en alto sobre una roca.


6 Humillaos pues bajo la poderosa mano de Dios, para que él os ensalce cuando fuere tiempo;

7 Echando toda vuestra solicitud en él, porque él tiene cuidado de vosotros.


16 Y el mismo Señor nuestro Jesucristo, y Dios y Padre nuestro, el cual nos amó, y nos dió consolación eterna, y buena esperanza por gracia,


11 Que pone los humildes en altura, Y los enlutados son levantados á salud:


1 PARA todas las cosas hay sazón, y todo lo que se quiere debajo del cielo, tiene su tiempo:

2 Tiempo de nacer, y tiempo de morir; tiempo de plantar, y tiempo de arrancar lo plantado;

3 Tiempo de matar, y tiempo de curar; tiempo de destruir, y tiempo de edificar;

4 Tiempo de llorar, y tiempo de reir; tiempo de endechar, y tiempo de bailar;

5 Tiempo de esparcir las piedras, y tiempo de allegar las piedras; tiempo de abrazar, y tiempo de alejarse de abrazar;

6 Tiempo de agenciar, y tiempo de perder; tiempo de guardar, y tiempo de arrojar;

7 Tiempo de romper, y tiempo de coser; tiempo de callar, y tiempo de hablar;

8 Tiempo de amar, y tiempo de aborrecer; tiempo de guerra, y tiempo de paz.


22 No los temáis; que Jehová vuestro Dios, él es el que pelea por vosotros.


4 Aunque ande en valle de sombra de muerte, No temeré mal alguno; porque tú estarás conmigo: Tu vara y tu cayado me infundirán aliento.


17 Haz conmigo señal para bien, Y veánla los que me aborrecen, y sean avergonzados; Porque tú, Jehová, me ayudaste, y me consolaste.


76 Sea ahora tu misericordia para consolarme, Conforme á lo que has dicho á tu siervo.


9 Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente: no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios será contigo en donde quiera que fueres.


9 Y será Jehová refugio al pobre, Refugio para el tiempo de angustia.


1 Salmo de David. JEHOVA es mi luz y mi salvación: ¿de quién temeré? Jehová es la fortaleza de mi vida: ¿de quién he de atemorizarme?


5 Porque tú, oh Señor Jehová, eres mi esperanza: Seguridad mía desde mi juventud.


Bíblia Online

Versículos por Tema

Antigo Testamento